La salvación no se paga

«La misa no se paga» porque «la redención es gratuita». Lo recordó el Papa Francisco en la Audiencia general del miércoles 7 de marzo.

Con los fieles reunidos en el Aula Pablo vi el Pontífice prosiguió el ciclo de catequesis dedicadas a la misa, deteniéndose en particular en la Oración eucarística. En ella, explicó «la Iglesia expresa lo que esta cumple cuando celebra la eucaristía y el motivo por el que la celebra, o sea, hacer comunión con Cristo realmente presente en el pan y en el vino consagrados». Toda la asamblea de los fieles está invitada a unirse a esta oración y «Por esto, la Iglesia ha querido celebrar la misa en la lengua que la gente entiende».

Hablando después de la consagración, el Papa reafirmó que «la acción del Espíritu Santo y la eficacia de las mismas palabras de Cristo pronunciadas por el sacerdote, hacen realmente presente, bajo las especies del pan y del vino, su Cuerpo y su Sangre». Jesús, recalcó, «en esto ha sido clarísimo. Hemos escuchado cómo san Pablo al principio cuenta las palabras de Jesús: “Este es mi cuerpo, esta es mi sangre”. “Esta es mi sangre, este es mi cuerpo”. Es Jesús mismo quien dijo esto. Nosotros no tenemos que tener pensamientos extraños: “Pero, cómo una cosa que..”. Es el cuerpo de Jesús; ¡es así!».

Finalmente, refiriéndose a la práctica de dejar al sacerdote una oferta por la celebración de la misa, Francisco reafirmó que «La misa es el sacrificio de Cristo, que es gratuito».

Fuente: L’Osservatore Romano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s